El gato triste y azul

viernes, octubre 15, 2004

Jueves de Criba...

...eran hace como un año, la verdad tiempos como aquellos no creo que se repitan, todos juntos, Jared y Lucero cantando, La Criba repleta de gente... ahora ya no se paran ni las moscas, pero en su lugar ahora son jueves de Estación (y viernes, y sabados... jeje) que es hoy mi lugar de costumbre, donde sé que siempre encuentro a alguien además de que trabajan ahí muchos buenos amigos, es el único lugar de Toluca donde sé que puedo llegar sola y no hay bronca.

Anoche llegué allá con la idea de cenar sabroso, pero era ya un poco tarde y para variar estaba lleno y no había mesas, encontré a un amigo y como el calor aumentaba, pues pedí una chelita... cotorreamos un rato, conocí a su nueva novia, chido. Y de repente volteo y veo algunas caras conocidas en una mesa... caras que tenía tiempo que no veía. Eran Pedro, Gerardo y Paco, con los que alguna vez trabajé en una campaña política. Pues me quedé con ellos en su mesa y charlamos a gusto un buen rato, la pasé muy bien, siguieron circulando las copas y la cerveza y también algunas indirectas bastante directas diría yo... es raro, cuando empezé a escribir este blog me quejaba de mi soledad, sentía la necesidad de estar con alguien, pero conforme ha pasado el tiempo esa necesidad ha disminuido, ahora valoro muchisimo el tiempo que paso con mis amigos, me divierto, voy a donde se me antoja y con quien se me antoja sin tener que dar cuentas a nadie... he aprendido a valorar mi libertad y mi soledad y lo mejor de todo es que me he dado cuenta de que no estoy sola... hay tanta gente ahí conmigo!!!

No quiero lastimar a nadie, ni tampoco que me lastimen... mi trabajo me deja muy poco tiempo libre, y como estoy, estoy bien. Anoche me preguntaban que era lo que ahora me hacía falta... y creo que en este momento no me falta nada. No sé cómo sea mañana, no sé si esa necesidad regrese con el tiempo y no tengo miedo de afrontarla y dejar que alguien esté conmigo, por el momento me gusta estar así, de todas formas, gracias por esa rosa Paco...